EL TIGRE NO ES COMO LO PINTAN

De El Tigre dicen que es un lugar habitado por la violencia. Los jóvenes de esta inspección construyen relatos de esperanza que muestran que el Tigre no es como lo pintan.


Qué importante es poder contarle al departamento del Putumayo, a Colombia y al mundo cómo fue estigmatizada la población de la inspección de El Tigre, municipio del Valle del Guamuez, a causa de la violencia instaurada por los diferentes grupos armados que allí operaron. Los testimonios de esta serie cuentan cómo fue la incursión paramilitar en la zona, de las dificultades que tuvieron que pasar sus habitantes y cómo las familias sobrevivieron a este momento de la historia del lugar.


Después, esta serie muestra la parte atractiva, amable y social de la comunidad de El Tigre con el objetivo de resarcir la mala imagen que se le había dado a esta comunidad durante la violencia. Esta parte también cuenta cómo los habitantes, sobre todo los docentes, decidieron apostarle a otra forma de vida mediante el teatro, la danza y la transformación de productos propios de la región.


De esta manera, muchos docentes han logrado que estudiantes se profesionalicen en áreas que les permiten una retribución a la zona del bajo Putumayo, y hoy muchos de ellos se encuentran en la región, aportan sus conocimientos y cumplen sus anhelos de ver El Tigre como un territorio próspero, libre de amenazas y sin estigmatizaciones hacia su gente; por eso, es que El Tigre no es como lo pintan.


CAPÍTULO1: ME VOY PAL TIGRE



CAPÍTULO 2: LO DULCE DEL TIGRE



CAPÍTULO 3: LAS PRIMERAS COSECHAS



EL TIGRE NO ES COMO LO PINTAN: MURO DIGITAL